Perú será la sede del X Congreso Mundial de Papa el 2018

Este evento, que se realiza cada tres años, es organizado por World Potato Congress (WPC) Inc., entidad no lucrativa dedicada a apoyar el cultivo y el desarrollo de la papa en todo el mundo. La designación de Perú como país anfitrión implica que dicho congreso internacional se realizará por primera vez en América Latina.

El IX Congreso Mundial de Papa se llevará a cabo en Beijing, China, del 28 al 30 de julio de este año. Anteriormente se han celebrado congresos en América del Norte, Europa, Sudáfrica y Nueva Zelanda. Wells acompañará a las autoridades peruanas en la ceremonia que tendrá lugar durante el evento, el 29 de julio en Beijing, cuando el Perú aceptará oficialmente el honor de ser sede del próximo congreso.

Se espera que el X Congreso Mundial de Papa reúna a más de 800 científicos y representantes de la industria de la papa de todas partes del mundo. Se realizará en la ciudad del Cusco, en la altiplanicie andina. Cusco, antigua capital del imperio de los incas, está ubicado en una región donde los pobladores cultivan papa desde hace miles de años.

La designación del Perú es resultado de un proceso de nominación y consultas que comenzó hace seis meses e incluyó evaluaciones del lugar por parte de un equipo de la entidad organizadora. El CIP ha cumplido un papel primordial en estos esfuerzos como parte del equipo de seis organizaciones que convencieron a la Junta del WPC de escoger al Perú. Miguel Ordinola, investigador del CIP y representante de la institución en este proceso, explicó que uno de los puntos a favor del Perú fue el hecho de que se encuentra dentro del centro de origen de la papa y mantiene la más grande biodiversidad de papa del mundo, con aproximadamente 3,000 variedades.

World Potato Congress

“Esta es una oportunidad para que el Perú muestre su biodiversidad de papa al mundo”, recalcó. “Las papas nativas ofrecen soluciones para muchos de los problemas que afrontan los agricultores de papa de todo el mundo”, añadió.

Maurer destacó que si bien el patrimonio de papa del Perú jugó un papel importante en la propuesta, los representantes de WPC también mostraron su interés en lo que viene haciendo el Perú con sus papas en la actualidad. Así, quedaron impresionados con el hecho de que Perú es el mayor productor de papas de América Latina, y con la promoción internacional de sus papas nativas y otros productos de papa. Señaló que aunque hubo una preocupación inicial acerca de la capacidad del país para organizar un evento de esta magnitud, las reticencias fueron superadas cuando se mostró a la Junta del WPC la exitosa organización en el país de la Conferencia sobre Cambio Climático COP20 de la ONU en diciembre de 2014.

“Este es el resultado de un largo proceso y un muy buen trabajo en equipo”, afirmó Maurer. Explicó que el equipo que ha nominado el Perú, y que ayudará a organizar el evento, incluye representantes del CIP, INIA, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y Alimentación (FAO), Ministerio de Agricultura y Riego y Ministerio de Comercio Exterior y Turismo, y la Universidad Agraria.

World Potato Congress

El último día del congreso de 2018, los delegados podrán elegir entre un viaje de campo a la Estación Experimental Andenes del INIA, donde se cultivan papas nativas en los andenes incaicos, o al Parque de la Papa, hogar de seis comunidades indígenas que trabajan para preservar la biodiversidad de las papas nativas y las prácticas culturales asociadas. La cena de clausura y la ceremonia de premiación se realizará en el tempo cusqueño de Coricancha: un templo Inca que las autoridades españolas convirtieron en iglesia católica durante la época de la colonia.

“Creemos que esta será una gran oportunidad para mostrarle al mundo todo lo que el Perú tiene que ofrecer”, subrayó Maurer. “Comenzaremos a trabajar desde ahora para garantizar que este sea el mejor congreso en la historia de este evento”, aseveró.

Menú